Ramón Calderé: «El FC Barcelona ha perdido su estilo»

Ramón Calderé (Vila-rodona, 16 de enero 1959) fue uno de los jugadores más relevantes del fútbol español en la segunda mitad de los años 80 y sin duda uno de los mejores centrocampistas de aquella época.

Con una exitosa carrera en la que destaca su paso por el FC Barcelona (1983/88), primero entrenado por César Luis Menotti y posteriormente por Terry Venables, donde ganaría una Liga, una Copa del Rey y una Copa de la Liga. También defendería los colores de Real Betis y del Real Valladolid terminando su carrera en el Sant Andreu.

Ramón Calderé fue internacional por España en 18 ocasiones participando en el Mundial de México en 1986 (mismo año en el que se proclamaría campeón de la Eurocopa sub 21) y en la Eurocopa de Alemania en 1988. Asimismo, como entrenador tiene una dilatada carrera habiendo dirigido a históricos como el Reus, el Burgos o el Salamanca.

Debutó en Primera como cedido en el Valladolid en la temporada 80/81. No pudo consolidarse en la categoría hasta llegar al FC Barcelona en 1984. Durante ese tiempo, ¿pensó que se le escapaba el sueño de llegar a ser jugador profesional?

Lo cierto es que sí que lo pensé, principalmente por haber sufrido dos lesiones de rodilla las cuales me impidieron jugar durante nueve meses. La recuperación fue verdaderamente difícil. Sin embargo, estuve tres años más en el filial del Barça. Terminé recuperándome bien y finalmente ¡lo conseguí!.

¿Alguna anécdota que guarde de su época en el FC Barcelona?

Me acuerdo de mi primera charla con Terry Venables. Le dije que me diese la oportunidad. Se rió y vio el hambre que tenía y me dijo mientras continuaba riéndose que la tendría. Y efectivamente, finalmente me la dio y la aproveche. (Ramón Calderé debutó el 1 de septiembre de 1984 en un Real Madrid – FC Barcelona, donde marcaría el tercer gol).

Ramón Calderé FC Barcelona
Ramón Calderé con el FC Barcelona (fuente: pinterest)

¿Considera que el conjunto culé ha perdido el estilo?

Sí, sin duda alguna. Hay que recuperar esa esencia. Sin embargo, se han marchado jugadores claves como todos sabemos y es ahora Quique Setién quien la está intentando recuperar.

¿Qué recuerdo tiene de su época en el Real Betis?

De mi paso por el Betis guardo un recuerdo impresionante, conocer la cultura del club, su afición y la ciudad fue un lujo. Sin duda, un gran acierto fichar allí.

¿Hay algo comparable a un Mundial? Para un jugador que no se prodigaba a la hora de marcar, ¿qué significó su doblete ante Argelia en el Mundial de México 86?

La experiencia del Mundial fue para mí fue lo más «top» sólo después de lograr jugar en mi equipo de toda la vida. En cuanto a mi capacidad goleadora no estoy de acuerdo, tenía mucha llegada de segunda línea y hacía goles. Yo jugaba de extremo. De hecho, en juveniles y en el filial siempre fui de los máximos goleadores del equipo junto con Lobo Carrasco.

Ramón Calderé en su presentación con el Real Betis
En su presentación con el Real Betis (fuente: marca.com)

¿Qué impresión causaba a los rivales un Maradona que llegaba en plena cúspide a aquel Mundial?

Diego allí era el número uno, fue quien ganó aquel Mundial de México 86. Por mi parte sentí admiración total por él.

¿Quién es el mejor jugador al que se ha enfrentado?

Difícil, lo cierto es que hay muchos y muy buenos. Si me tuviera que quedar con tres serían: Míchel, Lothar Matthäus y Rafael Gordillo.

En alguna entrevista ha comentado que Tintín Márquez cambió su forma de ver el fútbol, ¿en qué le influyó tanto?

A Tintín Márquez, siempre le agradeceré todos sus sabios consejos de cómo interpretar el juego. Para mí es el mejor que he visto y el más rápido en leer lo que sucede en el terreno de juego. Me atrevería a decir que es mejor incluso que Pep Guardiola. Es el número uno sin duda alguna. Tuve la oportunidad de trabajar con él unos meses en Bélgica. Tenía que haber continuado, me equivoqué al irme. Como persona Tintín también un diez, se merece lo mejor.

Ramón Calderé celebra gol ante Argelia Mundial México 1986
Ramón Calderé celebra su doblete ante Argelia en el Mundial de México 86 (fuente: twitter)

Como entrenador es conocida su gran capacidad para motivar al grupo, ¿cómo hace para ganarse al vestuario?

Es cierto que la mayoría de jugadores destacan mi gestión de vestuario, así como la metodología que aprendí de Paco Seirulo, quien también me ayudó mucho. En cuanto a cómo gestionar aprendí mucho de Luis Aragonés (DEP) en su estancia el el Barça. También de Santiago Coca. Al final se trata de convencer al Jugador y de no imponer. Así se sencillo.

Algún mensaje que quiera dar a la sociedad en estos días complicados.

Solidaridad. Todos Juntos como un equipo sin individualidades. Ser conscientes de que el ser humano debe cambiar. Vivir con valores y principios. Agradecer a todos los profesionales, en especial, a los sanitarios. Que el Gobierno ayude más a los más débiles y sobre todo ¡salud para todos!